domingo, 22 de noviembre de 2009

Me quedaré callada. No diré nada que no deba decir. O a lo mejor sí. A lo mejor se me escapa la primera persona del plural. A lo mejor un pronombre que incluya a alguien más que a mí. Esperaré a que hable. A que alguien diga alto y claro lo que quiero oír. Y que entonces el mundo se quede en silencio. Muy quieto, muy parado. Que no haya pupilas suficientes para abarcar el momento. Ni sentidos. Que sean droga las palabras. Adicción pura y dura. Alcohol y escalofríos. Y luego perder el sentido. Pero que haya manos para tocar vida. Que haya labios para tener amor, y orejas que escuchen las palabras que (me) digas.

3 comentarios:

Haakjvork dijo...

:) Realmente desbocada

Fènix dijo...

Nunca me dijiste que tenías blogger/blogspot xD

BTW: dilo en voz alta, que al mal fario se le planta cara!

NOSOTROS

Elena dijo...

creo necesario darle más vidilla por tu parte al blog con entradas tan geniales como las de fotolog :)